Se necesitan dos años para aprender a hablar y sesenta para callarse. EL DINERO Y LA POLICÍA, NUNCA ESTÁN CUANDO LOS NECESITAS.

miércoles, 29 de octubre de 2008

Rosa rosae




No es tan bella como la de tu chico, pero claro, yo no soy tu chico.

No hay comentarios: