Yo tengo un castillo matarile rile rile

lunes, 30 de marzo de 2015

HISTORIAS DE LA PUTA MILI


        -Recuerdo aquella vez cuando una noche haciendo guardia en el Pirineo, un soldado sorprendió  a un guerrillero…

         -Venga abuelo, que ya lo sabemos de memoria…
       ¿No les ha pasado a ustedes nunca que, llevados de la emoción del momento, pierden la noción del tiempo y del espacio y cual abuelo Cebolleta se lanzan a desgranar sus andanzas en tal o cual epopeya? Hasta es muy posible que una vez desbocada la imaginación, mezclando churras con merinas, hagamos un mosaico de nuestros pensamientos mezclándolo todo tal y como en nuestra mente se viene hilvanando. Y es que como le dije a mi jefe una vez, cuando se lamentaba porque “lo echaban” de la empresa forrado de millones y con un fondo de pensiones para vivir de fijo en el Caribe: “sr. De la Peña, nosotros solo tenemos historia”. Qué verdad es. Habrá quienes, la mayoría, se estrujarán, o no, el magín y escribirán una fábula llena de poesía cuando esa posibilidad, para ellos tan fácil de usar, resulte muy bella y llena de fantasía pero carente de algo tan elemental como es una pizca de su pasado, de sus alegrías o desventuras, pero suya al fin y al cabo. Es posible que piensen que su vida ha sido anodina, sin sobresaltos ni aventuras dignas de resaltar, o no deseen hacer partícipes a los demás de la misma; también puede que cada uno de los días que les ha tocado vivir, haya sido una odisea por descubrir, disfrutar o eludir.
O tal vez den rienda suelta a ideales sin cumplir y aprovechen para, como en un sueño esquivo, los atrapen en la malla de las letras quedando prisioneros para siempre en ellas.
        Y aprovechando que a ustedes no he tenido la oportunidad de importunarles con la historia que daba comienzo a esta fábula, la incluiré en ella en recuerdo de mi señor padre. 60 años después, recordaba el nombre, apellidos y el pueblo de donde procedía el soldado.
         
          Hallábase éste cumpliendo el servicio militar en uno de los cuarteles de Jaca, en Huesca. Y digo en uno porque en aquellos tiempos había varios; incluso uno de ellos estaba arrestado, el cuartel, cosa que ahora nos resulta risible pero en aquellos años era muy sería. Era el cuartel de la Victoria en el que los capitanes de artillería Galán y García  se sublevaron contra la monarquía en 1930, pagando con su vida tal osadía.

           Eran los años de la posguerra y los maquis estaban activos. Su regimiento fue en descubierta por las montañas pirenaicas de Rioseta y comarca en busca de guerrilleros. Uno de los soldados, armado con una ametralladora, estaba por la noche haciendo guardia, emboscado, en un pajar. Vio a un maquis y al soldado con los nervios se le cayó al suelo un peine de balas de la ametralladora sirviendo el ruido de aviso al guerrillero dándole tiempo a huir y poner tierra de por medio. La que le cayó al pobrecico vigía fue suave.
Reconozco que la mayoría de las historias solo tienen interés para quien le ha tocado vivirlas. Y no digamos estas batallas tan añejas, -Historias de la puta mili-, las cuales solo nos han llegado por referencias. Pero hay que tener empatía y ponernos en la piel del otro en esos momentos.
Días después, el mismo soldado en las mismas circunstancias tuvo un inesperado encuentro. En la oscuridad de la noche, oyó ruidos entre la maleza y escarmentado por el episodio anterior, sin pedir santo y seña ni el tan manido ¡alto quién va!, la lio parda y a tiros contra el lugar de donde presuponía provenía el maquis. Dada la alarma, acudieron al lugar del tiroteo y pudieron comprobar como el maquis había mutado en una pacífica vaca que tuvo la osadía y la ingenuidad de pasearse por allí. La primera vez, reprimenda, la segunda, choteo. Los militares hubieron de pagar al dueño la res “asesinada” y la carne de ésta, acabó en parte podrida por la negligencia y cicatería de los mandos. Mi señor padre era cabo furriel de aquel destacamento.
No participo del dicho que dice que lo principal es participar, no ganar. Siempre se tiene la íntima esperanza de ganar, en lo que sea que participemos. ¿Acaso alguien juega a la lotería solo para engordar el premio a los demás? ¡Ni hablar! Aun sabiendo la dificultad de cazar al primer premio, no hay ni un solo participante que no lo haga con la sana intención de hacerse millonario o para tapar agujeros. Los premios o concursos literarios, excepto para los profesionales del tema, son un entretenimiento para liberar y ejercitar la mente ahora que la vagancia nos abruma y la indolencia nos doblega. Liberado de la obligación del trabajo cotidiano, a veces cuando me levanto lo primero que hago es sentarme en el sofá, a descansar. Y aunque soy consciente de mi nulidad como escribidor de historias, será por lo anodina de mi vida y la falta de formación, me obligo a participar para demostrarme a mí mismo que sigo vivo, pues en peores garitas hemos hecho guardia.
Los jóvenes de hoy, al margen de sentimientos antimilitaristas, han perdido la oportunidad de poder disfrutar en su vejez –y antes- de las historias, chascarrillos, cuentos y pasatas que todos quienes hemos vestido el uniforme de cualquiera de los ejércitos, acumulamos en nuestro petate. Cierto es que no todos esos recuerdos fueron o son experiencias agradables o graciosas. Cuando no tienes ni el recurso al pataleo, se hace duro tragar carros y carretas, pero la juventud siempre halla el momento de encontrarle la vuelta al sargento Arensivia de marras y dársela con queso. Algún arresto, a nadie le ha venido mal, todo sin abusar claro.
Estando de guardia una noche, todos los soldados menos un cabo y un soldado de la PA del edificio de Jefatura en Valencia, vestidos de uniforme y a bordo de dos coches, asaltamos Cullera. En los bares alguno hizo de las suyas (hace falta tener morro para quitarles a las titis una botella de la estantería y que ellas no se dieran cuenta...). A la vuelta, en un campo de melones, a cargar los autos. Llegados a la capital, en el pretil del Turia, a partir los melones y el que no estaba maduro, al río. Vimos un coche y alguien dijo ¡la poli! y huimos cual gánsteres de Chicago, colgados de las puertas. En sí mismo, el episodio no tiene más interés que la rebeldía de la juventud; no acata la disciplina y las normas se las salta sin pensar en las consecuencias, -que para el pelo y la duración del servicio militar pudieron haber sido funestas-.
En ese mismo edificio moraban un general y un coronel. La señora del general tenía un loro que era un genio; hasta hablaba francés. La mujer solía ponerlo en la ventana a tomar el aire y un día, la coronela asomó el careto por una ventana recibiendo un silbido que no lo hubiera mejorado el mejor especialista. Toda sulfurada acudió inmediatamente a quejarse a su marido. La guardia en pleno arrestada mientras no salga voluntariamente el descarado que le ha silbado a la señora del coronel. Nadie había sido, por lo tanto, todos castigados. Hasta que un ordenanza de la casa del general deshizo el entuerto: “Ha sido el loro de la generala”. ¡Vaya corte! Por cierto, otro ordenanza gilipollas, arrimó el morro a los barrotes de la jaula: "dame un besito lorito" y el cabrón del loro le agarró el labio superior y casi se lo pasa de lado a lado.
Sin duda que hay tantas anécdotas y escapadas como soldados. En La Ciudad y los Perros de Mario Vargas Llosa, leemos los avatares de los cadetes en una escuela de militares. No será diferente a cualquier otra en la que los jóvenes sean los protagonistas principales, por muchos mandos que se obstinen en aplicar a rajatabla las normas y los reglamentos; no se pueden poner puertas al campo.
Como ahora me sobra tiempo para casi todo, suelo seguir en sus blogs o webs a gentes que escriben muy bien; no por aprender que aprendiz con pelo… pero da gusto contemplar la facilidad que tienen para expresar las ideas. Yo soy mucho más modesto pero no me he podido resistir a dejar plasmado en un blog todos esos momentos memorables que me han ocurrido a lo largo de mi existencia. (Todos no, que algo me tengo que reservar y llevar para el camino). Para mí son dignos de recordar antes de que un día me levante y no reconozca a nadie. Y sobre todo para que cuando en momentos de entusiasmo quieran revivir batallas perdidas, no haya nadie alrededor que me diga:

-Abuelo, te acuerdas de cuando aquel día…. Y yo, con la mirada perdida y la cara inexpresiva, dé la callada por respuesta.  




Dedicado a mi nieta en su cumpleaños

© Amilcar Barça

viernes, 27 de marzo de 2015

sábado, 21 de marzo de 2015

jueves, 19 de marzo de 2015

¿PROPOSICIÓN PELIGROSA? NO, ESTAFA

Hola,
 
Gracias por su respuesta. Lamento que no puedo llamar ni recibir llamadas en este momento sobre la base de la naturaleza de la seguridad aquí en mi país Siria, pero voy a hacer fuera de tiempo y le llamaremos en una línea segura en caso de necesidad. La propiedad está a sólo un objetivo menor de contacto con usted, pero me lo comprará a su propio precio de venta.
 
Apreciaré, si se reserva la propiedad de al menos una semana y retirar el anuncio en el sitio. Mi prioridad principal de contacto con usted es proponer una fortuna que requiere la ejecución inmediata y rápida. Voy a ofrecer a todos los detalles necesarios sobre mí una vez que se establece la confianza entre nosotros. Por favor, lea a fondo y volver a mí, pero usted tiene la obligación de rechazar si usted no está interesado.
 
Soy un empresario sirio y miembro de un sirio Hombres de Negocios del Consejo en Damasco. Mi familia está bajo la amenaza del presidente Bashar al-Assad para Nuestra decidida Un verdadero apoyo para el gobierno democrático en Siria.
 
Debido a la protesta actual presidente Bashar al-Assad en el país, muchas familias están corriendo por sus queridos vidas como soldados están matando a civiles, mujeres y niños. Quiero señalar a su atención que tengo en mi poder la suma de (doscientos cincuenta mil millones de dólares) $ 250.000.000 Este es el dinero que he ahorrado durante toda mi vida como un industrial y lo tengo guardado en una casa porque poniendo dinero en un banco podría ser un riesgo muy grande en un país como el nuestro en este momento de la guerra. Nuestro país está en caos mucho hoy y me gustaría que se mude con mi familia y todo lo que he incluido mi dinero. Así que estoy buscando un socio de confianza que puede ayudarme a trasladarse a un lugar seguro como su país. ¿Me pueden ayudar en esta operación? Usted tendrá derecho al 10% de la suma total de $ 250 millones, mientras que el 90% será mía. Creo que esto es un trato justo. Escríbeme volver al (EMAIL) para más detalles.
 
Gracias

domingo, 15 de marzo de 2015

PROTECTORAS DE ANIMALES

TROPECÉ DE NUEVO CON OTRA PIEDRA (Hay que ser tonto, cojones, que se vayan a la mierda).

En estas últimas semanas he tenido oportunidad de visitar en internet y en presencia, varias protectoras de animales o al menos eso dicen ser. En mi anterior entrada incluyo la que creía iba a ser mi compañera perruna en unos días. Esta oportunidad se ha frustrado por la megalomanía e intransigencia de una individua que dice proteger a los perros pero que los priva de una casa de adopción sin ningún empacho a cualquiera de ellos. Esta individua, odia a las personas pero no ama a los animales, a pesar de querer engañarse a si misma diciendo que tiene una protectora de animales. Es posible lo último, pero el fin perseguido, puede que no tenga nada que ver con la propaganda expelida.
 
Tras asumir un interrogatorio digno de un tercer grado policiaco, algo común a tod@s estas organizaciones, que me causaba repelencia por la intromisión que significa en la vida privada de las personas cosa que ell@s no brindan, decidí que si quería un perro "gratis" -y una mierda, de gratis nada- debía pasar por el aro. Cuando ya tenía reservado un cachorro, siempre con exigencias extremas y dictatoriales por parte de la sujeta de marras, me llaman por teléfono y ante el follón que tenía montado en casa pues era mi cumpleaños y estaba preparando la comida para la familia, le rogué a la interlocutora si podía enviarme por correo las cuestiones que presumía me iba a hacer. Felicitó mi cumpleaños, dijo que sí y acabamos amigos del alma.
 
A la noche, mosqueado de no recibir el correo esperado, visité la webblog de la fulana esta. ¡Había desaparecido el rótulo en el cual anteriormente explicaba que la perrita estaba reservada!. Esto me mosqueo. Tras lanzarle algunas maldiciones a la indecente esa, decidí enviarle un correo pidiéndole explicaciones. A los pocos minutos mis temores se confirmaron. Me contestó de una manera grosera, zafia y mafiosa, como se comportan algunas de esas protectoras; alegaba que no le había dejado hablar a su compañera, y varias lindezas más. Para rematar la faena, se pasaba por el arco de triunfo (sic) cuanto yo pudiera decir. Vaya déspota hija de puta ¡y me acusaba a mí de ordeno y mando!
 
Ni que decir tiene que mi reacción fue fulminante y nada cortés.
 
He extraído diversas experiencias de esas visitas: positivas y negativas; de estas últimas la mayoría. No comprendo que quienes dicen proteger a los animales, pongan tantas trabas a la hora de adoptar un animal. Y sobre todo, su actitud prepotente y dictatorial sobre los presuntos adoptantes. Creo que si logro superar el disgusto y el cabreo que esta experiencia me ha producido, compraré un animal a un criador. Me va a costar poco más y no me van a pedir explicaciones.

Puede ocurrir que salga de Guatemala y caiga en Guatepeor.

Si els fills de puta volessin, no es veuria mai el sol!

miércoles, 11 de marzo de 2015

UN@ DE DOS




SERÁ MI PRIMERA COMPAÑERA PELUDA. (HUBIERA SIDO)

martes, 10 de marzo de 2015

MEMORIA DE ESENIO

El día nueve de Marzo de 1981 firmé el contrato de incorporación a GM España. Ello supuso muchas cosas. En primer lugar, pertenecer a una empresa líder a nivel mundial en el campo de la automoción y el cambio de sistema de trabajo que supuso para mí: ni mejor ni peor, diferente. Bueno mejor sin ninguna duda. Sin embargo, tuvieron que pasar muchos años para que empezara a "amar" a la empresa. No como el garito en el que me refugiaba, sino ese ente supranacional que permitió dar a mi familia un sostén y una estabilidad que siempre le reconoceré.

No obstante, tantos años en la fábrica, no consiguieron que saliera de allí con buenos recuerdos y mucho menos con amigos. Todavía hoy, me niego a recordar. Es el único medio de venganza que tengo hacia individuos que a pesar de haberlos apoyado y favorecido, nunca recibí de ellos el más mínimo aliento; solo cobardía y traiciones por doquier. Me niego a recordar siquiera sus nombres, cargos o puesto de trabajo. Solo hubo una persona, y a JR le llamaba la atención que lo mencionara, por la cual siento y sentiré simpatía: Rafael Cartagena. Estando allí aprendí dos cosas: las instalaciones son más agradecidas que las personas y que quien dá pan a perro ajeno, pierde pan y pierde perro.

Si els fills de puta volessin, no es veuria mai el sol!

domingo, 8 de marzo de 2015

TERUEL Y LOS AMANTES

Del mismo modo que los bancos nos han arruinado haciendo prestidigitación y especulando con el dinero real convirtiéndolo, en su beneficio, en virtual, en muchos casos se está intentando y consiguiendo hacer de algo que en sí mismo carece de solidez, en puntal de la economía como bálsamo de Fierabrás para los bolsillos de unos cuantos. No hay aldea, pueblo -el mío incluido-, villa o ciudad que se precie que no intente explotar eso que parece ser la nueva industria nacional -lo es desde hace muchos años, pero desde otra óptica o enfoque-: el sacrosanto turismo. "Aquí estuvo...." "por aquí pasó...." "aquí ocurrió.....", cualquier cosa es buena y si no, se inventa.

Cerramos minas de hierro y de carbón para convertir su espacio en lugar de peregrinación de "los turistas". Cerramos ferrocarriles para convertirlos en vías verdes "pa'los turistas". Gastamos ingentes cantidades de dinero en mamotretos con el fin de que los hagan rentables "los turistas". Pero no nos damos cuenta de que en esa selva, están los verdaderos rentabilizadores de sentimientos, anhelos, tradiciones o ganas de subsistir sin más. A la miseria a la que nos ha precipitado toda esa chusma político- empresarial se contrapone la lucrativa actividad, cuando no el robo a secas, que para ellos ha significado la ingente cantidad de dinero destinado a esa megalomanía que en el fondo no esconde más que un lucrativo negocio para los tiburones de lo público.

Salvando las distancias, algo de esto ocurre con Los Amantes de Teruel. De una leyenda o historia, qué más da, de la cual lo más antiguo que se conserva es un manuscrito copia de otro anterior perdido, atribuido al notario Yagüe de Salas, han hecho leña innumerables personajes. Por supuesto cada uno de ellos, la lista resulta tonta de tan larga, ha bebido de fuentes fidedignas y dignas de todo crédito, dando su particular enfoque. Así, al malogrado amante, cada cual le asigna el nombre que más le conviene o apetece. Igual al resto de protas, con la salvedad de Isabel, -y no está nada claro-, la única que al parecer se salva de la quema. Aunque la verdad no tiene más que un camino, la diga Agamenón o su porquero.

En el manuscrito de Yagüe de Salas, al protagonista masculino de la historia se le denomina como Juan Martínez de Marcilla. Posteriormente le han adjudicado otro apelativo, Diego, al parecer porque así se llamaba también y quedaría más chic, supongo. O quizá fue por aquello de "donde dije digo, digo  Diego". El señor notario ya flaqueaba, no era fiel reflejando la realidad al parecer; de ser así, no deberíamos creernos el resto de su documento escrito.

Volviendo al turismo, ahora están ordeñando la vaca a tope. Ya para Noviembre despiden a Juan "Diego" cuando este parte en busca de aventuras y fortuna a tierras de moros (más que nada porque entonces había muchos más moros que ahora y además tenían mando en plaza, muchos territorios a su disposición; sin ir más lejos en Argente había un rey moro que, valiéndose de su masculinidad, le mangó la mujer al conde de Alfambra). En Febrero, celebran la pasión y muerte de Juan "Diego" a raíz de la boda de Isabel con, según los "historiadores", varios hombres a la vez, aunque parece ser que el susodicho era Pedro de Azagra. Dentro de poco, celebrarán cada vez que le enviaba una carta, que a pesar de ser mentira se inventa y no se hable más. Todo sea por los benditos turistas.

In illo témpore...


 

 

 

Historia de los amores de Juan Martinez de Marzilla y Ysabel de Segura.

Año mil ducientos y diez y siete. Fue juez de Teruel don

Domingo Zeladas}*. 

He pues decimos de males y guerras, bueno es digamos de amores no fictos, mas verdaderos.
En Teruel era un joven clamado Juan Martinez de Marcilla, de tenor vint dos años. Enamorosse de Sigura, fija de Pedro Sigura. El padre non tenia otra, he era muy rico. Los jovenes se amavan muy mucho, en tanto que vinieron a favla. E dixo el
 {Historia de los amores de Juan Martínez de Marcilla e Isabel de Segura.
Año mil doscientos diecisiete.
Fue juez de Teruel D. Domingo Celadas.} 
Ya que hemos relatado males y guerras, bueno será que hablemos de amor,no falso, sino auténtico.
En Teruel vivía un joven llamado Juan Martínez de Marcilla, que tenía veintidos años. Se enamoró de la hija de Pedro Segura. El padre no tenía otra, y era muy rico. Los jóvenes se amaban mucho, y se hicieron novios. El joven le dijo que dese-
 
 

 

sábado, 7 de marzo de 2015

ENTRE NAZIS Y CONDESAS




¡¡MADRILEÑOS!! ya podís saltar de gozo y reventar de jubilo,
porque el partido podrido al final sus ha jodido.
Pone de alcalde a l'Aguirre,
escapista rompemotos y sesentona imputada.
Pero andaros con muchojo con la Cristi NAZI fuentes,
qu'entre otras grandes putadas
a nada que os fieis, sus arrancará los dientes
Dios sus pille confesados,
pues como el corral zurdoso no se aclare y tranquilice,
darus por jodidos gatos,
que entre nazis y fascistas se encuentran los perrodistas,
para contar las hazañas de estas dos gossas tan listas.

jueves, 5 de marzo de 2015

AGUA VA!!!

El pasado mes de Febrero, haciendo honor a su fama, ha sido más frío de lo normal, muchas madrugadas se han rozado o superado los cero grados aquí en el exilio. A caballo de los dos meses, Febrero y Marzo, hemos sufrido unos vendavales impresionantes, ayer sin ir más lejos de vez en cuando unas ráfagas de ventolera azotaban los frutales y a todo cuanto no estuviera a cubierto. En la parte del norte, donde recibe el naranjo la furia del huracán lo ha dejado sin hojas y sin naranjas. No doy abasto a comer y aún está ácidas pues son de la variedad lane-late y hasta Abril no comenzarán a dulcificarse.

En la ribera del Ebro y en Zaragoza, la riada del Ebro ha sido extraordinaria. Ha anegado granjas, campos de cultivo, carreteras, pueblos.... pondrán todas las escusas que quieran pero el agua tiene que pasar y si se invaden los dominios del río, a este le importa un carajo, avanza llevándose todo cuanto le pongan por delante. Los mierdas de los políticos, solo saben llevárselo crudo sin moverse del escaño y la poltrona pegada al culo. Los agricultores y los pueblerinos, que suelen ser los mismos, que se jodan y se busquen la vida por otra parte.

Imágenes de riadas anteriores y actuales. La segunda, está tomada en lo que entonces eran campos de cultivo, con el Pilar al fondo. Hoy toda esa masa de agua, es el ACTUR-Polígono Rey Fernando.