Se necesitan dos años para aprender a hablar y sesenta para callarse. Si has llegado hasta aquí, sé bien venido

martes, 25 de agosto de 2020

VUELVE

 
 
 
Pasan los días, los años, los siglos y con ellos las generaciones. Quienes ayer subíamos al cerro sin habernos acostado, una hora de subida-subida, hoy nos tenemos que conformar con la foto que nos envían nuestros sucesores. No obstante la edad y el virus que nos tiene amordazados o muertos, hoy celebrarán nuestros herederos la fiesta del santo. Habrán subido al cerro y tras la misa y algún picoteo, volverán a bajar al pueblo a comer con los que allí se han quedado. Nadie, de los hoy vivos al menos, conoció un san Ginés tan triste y trágico; a ver si el año que viene, el virus ha sido vencido y todo vuelve a la normalidad.

No hay comentarios: